Elecciones locales en Italia | AP© Proporcionado por Milenio Elecciones locales en Italia | APLa votación de dos días termina el lunes, y los primeros resultados se esperan tras el cierre de urnas. Pero muchos votantes tendrán que esperar dos semanas para saber quién será su alcalde.

Las poblaciones de más de 15 mil personas donde ningún candidato obtenga más del 50 por ciento de las boletas celebrarán una segunda vuelta el 17 y 18 de octubre entre los dos aspirantes más votados

Se esperaba que casi todas las ciudades grandes, como Roma, Turín, Nápoles y Bolonia, tuvieran segunda vuelta. El alcalde de Milán, Giuseppe Sala, dijo a sus seguidores que creía que podría conseguir votos suficientes para obtener otro mandato de cinco años sin segunda vuelta.

Unos 12 millones de personas, o en torno al 20 por ciento de la población italiana, estaban llamados a las urnas.

La alcaldesa de Roma, una destacada populista del Movimiento 5 Estrellas, ha librado una ardua batalla para mantenerse en el cargo. Los sondeos de opinión indicaban que probablemente, los dos candidatos más votados entre los 22 aspirantes en la capital serían un demócrata de centroizquierda y un conservador respaldado por el líder antiinmigración de la Liga Matteo Salvini y la líder de ultraderecha Giorgia Meloni y su partido Hermanos de Italia, con raíces neofascistas.

Raggi heredó un caos cuando tomó el timón de la ciudad en 2016, y muchos de los problemas de la capital italiana aún persisten. Durante su mandato se veían pilas de basura sin recoger en la ciudad, algunas estaciones de metro cerraron durante meses por mantenimiento y a menudo, autobuses antiguos se averiaban durante sus rutas e incluso se incendiaron.

Salvini y Meloni, que oficialmente son aliados, se han ido midiendo con cautela porque ambos tienen ambiciones de gobernar el país. Está previsto que haya elecciones parlamentarias en la primavera de 2023, pero los dos han presionado para que se adelanten las elecciones.

El Movimiento 5 Estrellas, que ahora es el más grande del Parlamento, ha sufrido por las luchas internas.

El efecto que tengan las alianzas en las municipales de este mes se analizará como posible indicio de las preferencias de los italianos cuando elijan al gobierno del país.

Por su parte, los votantes en la sureña Calabria elegían también gobernador, para reemplazar a uno que murió de cáncer el año pasado.

Con información de Milenio